+(591) 77372092

Considero que es conveniente hacer una diferencia entre motivación e inspiración, en forma general casi todo el mundo utiliza ambos términos indistintamente como si se tratara de sinónimos, cuando en realidad no lo son, considero que la inspiración es más duradera, más sana y más ecológica que la motivación aunque ciertamente las dos tienen su lugar en la vida.

Etimológicamente motivación deriva del latín Motivus o Motus que significa “causa del movimiento” que podríamos adaptar al coaching como “motivos para tomar acción”, mientras que inspiración viene del latín In (hacia adentro) y Spirare (respirar, aspirar, suspirar) que podría ser un estímulo espontáneo que viene el descubrimiento de algo que ya tenemos en nosotros mismos y que una vez descubierto tiende a expresarse o expandirse.

Diferencias entre Motivación e Inspiración

motivacion vs inspiracion coaching

La motivación es como bañarse, tiene que hacerlo todos los días o no funcionará.

Zig Ziglar

La desesperación, la necesidad, el hambre, la ambición, la codicia son tipos de motivación; y no voy a negar que la motivación si es útil para avanzar en la vida, solo que la motivación tiene una característica que es superada por la inspiración y es el hecho de que la motivación no es perdurable y requiere de mantenimiento constante, cuantas veces has leído un libro o asistido a un evento o charla motivacional que realmente te llegó, pero toda esa motivación se disipa a los pocos días.

Sin embargo cuando nos inspiramos por lo general cambiamos nuestra relación con algo y somos capaces de ver ciertas cosas con ojos diferentes de forma duradera, otra de las diferencias entre la motivación y la inspiración está en que la motivación casi siembre proviene de un inconformismo, del deseo de más, mientras la inspiración puede provenir del sentimiento de plenitud, suficiencia y competencia.

Kim George realiza una excelente distinción entre motivación e inspiración indicando que su origen es interno y externo y que además provienen del sentimiento de suficiencia o insuficiencia:

Cuando te sientes insuficiente, estás motivado para hacer algo o conseguir más. Estás tratando de escapar de un malestar emocional que es el resultado de una falta percibida. La motivación es iniciada externamente. Cuando te sientes suficiente, te sientes inspirado para alcanzar o lograr más, a crecer y prosperar a través de la expansión. La inspiración se inicia internamente.

¿Puede algo ser motivador e inspirador a la vez?

La respuesta es un sí rotundo de hecho durante el proceso de coaching podemos observar que trazarte metas es  principalmente motivador aunque también puede inspirarte y descubrir los valores detrás de estas metas resulta principalmente inspirador aunque también puede ser motivante para el cliente, de forma general el coaching es motivador e inspirador a la vez en sus diferentes fases de desarrollo pero ponemos más énfasis en la inspiración puesto que el coaching trata principalmente del profundo autodescubrimiento de la persona..

Haciendo una analogía entre la motivación y la inspiración puedo recordar las palabras de Jesucristo:

“Quien beba de esta agua (motivación) volverá a sentir sed, pero quien beba del agua que yo le daré (inspiración) no volverá a sentir sed jamás porque de su interior correrán ríos de agua viva”.

He utilizado las palabras de Jesucristo para ilustrar la diferencia entre motivación e inspiración, sé perfectamente que Jesucristo no estaba hablando de motivación o inspiración cuando las pronunció.

Compartir es Bueno

Si te gustó el contenido compártelo con tus amigos.
close-link

Send this to a friend